domingo, 4 de mayo de 2014

Como vencer los nervios a la hora de hablar en público



Unos de los problemas más comunes a la hora de hablar en público, son los nervios, el ser humano por naturaleza propia siente miedo o temor por ser juzgado negativamente por el público que lo está observando y escuchando en ese momento. El cuerpo humano por naturaleza propia tiene un sistema de defensa que se activa cuando se siente miedo por alguna situación, dependiendo de dicha situación puede reaccionar de diferentes maneras, sintiéndose en muchas ocasiones impotente ante sus propias reacciones. La ansiedad, entre otros factores, es básicamente causada por el temor que se siente al no estar en control con la situación. Los nervios que se sienten a la hora de hablar en público son básicamente por la falta de seguridad y confianza en sí mismo.

¿Como sentir tranquilidad cuando se habla en público?


1. Prepara bien el tema (estructurar la exposición, discurso). Preparar de manera eficaz el tema es fundamental para poder tomar el control de la situación. Comúnmente los expositores no preparan ni argumentan bien los temas a tratar, por lo cual, dicha situación hace que el subconsciente no se sienta seguro, y al no estar seguro de sí mismo, llega la desconfianza y, es allí donde los nervios te juegan una mala pasada. Utilizar frases célebres, utilizar ejemplos, no memorizar conceptos, crear tus propios conceptos y explicaciones, puedes utilizar ayudas audiovisuales con cuadros sinopticos o mapas conceptuales con palabras claves, debes enfocar información clave y la más significativa.

2. Practicar el discurso antes de enfrentar el público. Es muy importante para tener un mayor control de la situación y que los nervios se borren de tus neuronas y pensamientos, es practicar el discurso, lo puedes hacer mirándote tu mismo en un espejo, siempre utilizando un lenguaje adecuado y acorde a la situación y un manejo de voz un poco fuerte, (sin gritar), para que se sienta autoridad en el auditorio o salón de clase, practicar el manejo de las manos, el lenguaje a utilizar, los movimientos del cuerpo.

3. Conexión con el público. (lenguaje no verbal y verbal). Los expertos afirman que el lenguaje no verbal (Manejo del cuerpo y expresión del rostro), expresa más la comunicación, que el mismo lenguaje verbal. Cuando ya estés en el escenario (auditorio  o salón de clase), debes conectarte con ese público, comunicarte directamente con él y generar ese interés y credibilidad que a veces tanto cuesta. Debes aplicar lo preparado y practicado en casa o en oficina. Mientras vas explicando tu discurso, debes mirarlos directamente uno a uno con una expresión del rostro agradable y con aprecio hacia el público, muévete en el escenario, caminar cerca de ellos mirándolos a los ojos, hacer una que otra pregunta cerrada (si o no), o pregunta abierta, tener buen sentido del humor, (uno que otro chiste relacionado con el tema, sin ir afectar a nadie), utilizar el manejo de las manos y de tu cuerpo, y un lenguaje apropiado y acorde con fluidez y espontaneidad.

Siguiendo estos consejos,  poco a poco irás perfeccionando tu técnica. Lo importante es empezar, como dice la siguiente frase "el miedo se supera enfrentándolo directamente", si no te enfrentas a tus propios temores siempre estará el miedo allí arraigado.